lunes, 8 de noviembre de 2010

¿Qué se hace con los diferentes tipos de materiales reciclables?

1.  VIDRIO

Lo primero que se hace con el vidrio es pesarlo y almacenarlo según del tipo que sea (el blanco por un lado, el verde por otro, el marrón por otro más). Pero no siempre es tan fácil. Eso cuando puede hacerse sin mayor dificultad, porque ha sido separado en origen o porque se ha recogido expresamente el vidrio de un solo color.En el vidrio doméstico llega todo junto,eso significa que hay que separarlo dentro de la planta.

Cuando ya está almacenado, en el exterior del edificio, “se carga con una pala para depositarlo en su depósito correspondiente”. Allí, unas cintas pesadoras lo vuelven a pesar y lo dejan sobre otra cinta, que ya es la que introduce el vidrio en la planta de tratamiento.

Es entonces cuando se produce la primera de las limpiezas. "Cuando entra el vidrio, se realiza la primera extracción de impurezas. Con un electroimán se quitan los materiales férricos (los de hierro)", aclara el jefe de producción.

La cinta que lo ha introducido en la planta llega a manos de los operarios que, de forma manual, extraen todo aquello que no es de vidrio. Aquí surgen las primeras curiosidades y la certeza de que nuestra actitud recicladora no es todavía la más correcta.

Se encuentra de todo, lo más habitual es toparnos con animales muertos, sobre todo perros y gatos, pero también muchas tapas de plástico y numerosísimas carteras. Después, el vidrio sigue con su peregrinaje por la planta sobre la cinta transportadora, que lo lleva a la separadora por tamaños. Los tamaños en que se dividen las fracciones de vidrio son las siguientes: hasta de seis milímetros, de seis a 15, y de 15 a 50.

Los pedazos de vidrio, ya separados por tamaños, siguen su camino hasta una máquina que los limpia de papeles, pegatinas, piedras, plásticos... Esto se hace para tener más calidad. Cuando está limpio,se vuelve a juntar, y llega hasta otra máquina que lo separa por colores”.

¿Y cómo se separa por colores? 

Gracias a una cámara programada para diferenciar el rango cromático de cada trozo de vidrio.
Una vez separado por colores, cada tipo de vidrio es enviado, también por cintas transportadoras, hasta su depósito, donde aguarda hasta ser enviado a las fábricas que convertirán este vidrio limpio en nuevos envases. Ahí acaba el proceso en la planta.





2. PLÁSTICO

Reciclaje de plásticos

Para poder llevar a cabo el reciclaje de los residuos plásticos, así como todos los demás residuos, es fundamental la colaboración ciudadana a la hora de la separación selectiva de las basuras. Los ciudadanos separan y determinadas empresas reciclan.

Separación en origen

La cantidad de envases de plástico que se utilizan en los hogares es elevadísima, y en la actualidad el 80% del reciclaje de plásticos corresponde a envases que provienen de hogares, aún así es conveniente aumentar el porcentaje de ciudadanos que separan estos residuos.
También se separan los residuos de plásticos en la industria, donde la cantidad de éstos es mucho más elevada, del resto de basuras.

Recogida selectiva de plásticos

  • Recogida puerta a puerta: consiste en la utilización de contenedores de dos ruedas, de color amarillo, ya sea en una comunidad de vecinos o en casas particulares, que posteriormente se sacan a la puerta de la casa y los camiones recogen estos contenedores de puerta en puerta.
  • Recogida en zona de aportación: se disponen en la calle, en una zona debidamente señalizada, distintos contenedores para la recogida selectiva de determinados residuos y se recogen en estas zonas por camiones. En ocasiones se puede recoger el contenedor amarillo junto con el contenedor de restos orgánicos en un mismo camión, ya que existen vehículos con caja compartimentada que constan de dos zonas, una para envases y otra para los residuos orgánicos.
Los plásticos, que no son envases, se recogen con el resto de basuras pero la calidad y cantidad de residuos plásticos que se pueden aprovechar para el reciclaje no es demasiado elevada.

Transporte

Existen distintos vehículos recolectores de contenedores de envases, que varían en función del tipo de contenedor que deben recoger. Por ejemplo, si tenemos un contenedor tipo iglú el vehículo sería de carga superior. Como normalmente se utilizan contenedores de dos o cuatro ruedas los vehículos que recogen son de carga lateral o trasera, y dentro de los de carga trasera está el de caja bicompartimentada, ya explicado anteriormente.
Si la planta de clasificación está muy alejada de la ciudad los vehículos de recogida llevan la carga a una estación de transferencia, donde descargan los residuos en una fosa y más tarde otro vehículo, con mayor capacidad, vuelve a cargarlos para llevarlos a una planta de clasificación. Con este método se ahorra muchísimo en el transporte siempre que la planta clasificadora esté a más de 30 km del lugar en el que se recogen los residuos.

Planta de clasificación

Son instalaciones en las que se separan los residuos que llegan en los vehículos recolectores. Los envases de plástico duro normalmente se separan de forma manual al principio de la instalación. La separación se realiza atendiendo al tipo de material, pero no todos los plásticos se separan de forma individual, normalmente se dividen en PET, PEAD blanco y PEAD mixto y por otro lado el PVC y otros plásticos. El PEBD, al ser muy ligero, se puede retirar de la cinta transportadora a través de un ciclón que lo absorbe, pero si no existe esta máquina también se retiraría de forma manual.
Normalmente los trabajadores de estas plantas están acostumbrados a la separación de plásticos y no necesitan mirar los códigos CER(Catálogo Europeo de Residuos). Estos códigos están contemplados en la Ley 10/98 en el artículo 3.a donde se dice que se considerarán residuos aquellos que aparezcan en el Catálogo CER.
Una vez separados en montones se pueden triturar y compactar en balas para posteriormente venderlos a empresas de reciclaje de plásticos.



3. PAPEL
El proceso de reciclado del papel, coincide en gran parte, con el proceso de fabricación del papel, con la diferencia de que la materia prima empleada es el residuo de papel.

Una vez recolectado el papel a ser reciclado, este es destinado a una industria encargada de realizar el proceso de reciclaje. Uno de los primeros pasos consta de separar las fibras vegetales de las impurezas (metales, alambres).
En una batidora industrial se mezcla el papel trozado con agua templada, se calienta y se machaca hasta conseguir una pasta.

Como se mencionó anteriormente, se separan las impurezas, incluyendo la tinta y se blanquea nuevamente. Existen diferentes alternativas de blanqueo, las más contaminantes incluyen el uso de cloro, pero hay otras formas menos agresivas de lograr un papel medianamente blanco.

Como existen diferentes tipos de papeles, previamente se realiza una clasificación de los mismos. El papel más fácil de reciclar es el papel de diario, también el cartón. Los papeles brillantes resultan los más dificultosos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada